Qué hacer en València cuando llueve

Public date: 
Viernes 19 Octubre 2018

València es una ciudad con 300 días de sol al año, pero de vez en cuando también llueve. Sabemos que cuando hace sol apetece salir a la calle, pasear por la playa o tomar un helado, pero también hay muchos otros planes pensados para los días más lluviosos.

Aquí te proponemos unos cuantos:

 

 

1. Visitar los museos de la ciudad

Si lo que deseas es resguardarte de la lluvia, en València tienes más de 30 museos donde escapar del agua.

La Ciudad de las Artes y las Ciencias es un plan perfecto tanto para adultos, como para toda la familia, ya que todos sus edificios son cubiertos y están muy próximos. En el Oceanogràfic podrás divertirte descubriendo todas las curiosidades del mundo marino; el Museo de las Ciencias dispone de diferentes exposiciones para que aprendas experimentando y L’Hemisfèric ofrece proyecciones digitales en gran formato con una pantalla cóncava de 900 metros.

También puedes ir al Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM), que alberga una excelente colección permanente con obras de grandes artísticas o puedes acudir al centro artístico Bombas Gens, una fábrica rehabilitada que cuenta con llamativas exposiciones y ofrece talleres y visitas guiadas.

Otra opción es visitar La Base, un espacio cultural recientemente inaugurado en La Marina de València y que acoge la última exposición de Antonio Miró. También puedes disfrutar de la obra escultórica de Alfaro en el Centre Cultural Bancaja.

 

2. Descubrir los monumentos históricos

Dispones de diferentes monumentos históricos como La Lonja de la Seda, el Palau de la Generalitat o la Catedral de València que puedes visitar sin tener que mojarte.

También puedes descubrir La Iglesia de San Nicolás y ponerte a buen recaudo bajo uno de los techos más bonitos de València o acercarte al Palacio del Marqués de Dos Aguas y enamorarte de la cerámica valenciana.

Aunque alejado del centro de la ciudad, el Monasterio de San Miguel de Los Reyes es una parada obligatoria por su belleza arquitectónica, su interés histórico y cultural y ¡porque no te mojas! Además, los sábados y domingos ofrece visitas guiadas a las 12 y 13 horas.

 

3. Disfrutar de una película en el cine

Tienes una amplia cartelera disponible con diferentes películas para todos los gustos para que puedas relajarte y disfrutar de lo mejor del séptimo arte. Los Cines Lys o ABC Park, son algunas de las opciones más céntricas, aunque también puedes acercarte en coche a los cines de Kinepolis en Heron City, con proyecciones en 4DX o CINESA en Bonaire.

Si prefieres una opción más alternativa, puedes elegir alguna película de cine clásico en La Filmoteca o en versión original con o sin subtítulos en los Cines Babel.

 

4. Hacer shopping

Un plan de compras es también perfecto para días lluviosos. En el centro de València puedes encontrar los grandes almacenes de El Corte Inglés, donde encontrarás todo lo que buscas (moda, decoración, gastronomía…) bajo el mismo techo.

Los centros comerciales El Saler, Aqua Multiespacio, Nuevo Centro o Arena Multiespacio, son algunas de las opciones más accesibles, tanto en transporte público como en coche, ya que todos disponen de aparcamiento y, además, disponen de oferta de ocio y restauración.

Si prefieres comprar productos gastronómicos de la terreta, frescos y de gran calidad, tienes que acudir al Mercat Central, donde podrás encontrar los ingredientes perfectos para hacer tu propia paella o disfrutar del típico esmorzaret en Central Bar.

 

5. Tomar un chocolate caliente

Si lo que quieres es combatir el frío, acércate al Mercado de Colón. ¿El menú? Chocolate bien caliente acompañado de churros o, más valenciano aún, de buñuelos. Y si prefieres una horchata con fartons el sitio es Daniel, un lugar icónico para la bebida más valenciana.

Otra opción para tomar algo calentito y atreverte con sus suculentas tartas es El Café de las Horas  (Conde de Almodóvar, 1). Relájate tomando un té y viendo la lluvia caer o, ¡quién sabe! una jarra de Agua de València.

 

6. Ir a ver una obra de teatro

En València tienes una gran oferta teatral. El Teatro Olympia o el Teatre Talia, en el centro de València, ofrecen una amplia programación que pasa por monólogos, espectáculos de flamenco y actuaciones musicales. También puedes acercarte a La Rambleta donde podrás disfrutar de teatro en estado puro, hipnosis o funciones infantiles.

Pero si lo que te gusta es la ópera o la música de cámara tienes que acudir al Palau de Les Arts o del Palau de la Música y disfrutar de sus fantásticos conciertos.

 

7. Alegrar tu estómago con la mejor gastronomía

¿Y esperar a que amaine cuchara en mano? Es de sobra conocido que la dieta mediterránea es una de las mejores del mundo, sin que le afecten chubascos o borrascas. Paella valenciana, anguilas en all i pebre, fideuà, clotxinas, esgarraet…  Numerosos platos tradicionales valencianos inundan las cartas de restaurantes y bares de la ciudad, ¡anímate a probarlos!

Puedes reservar tu mesa en algunos de los establecimientos más típicos y de más renombre de la ciudad en Cuina Oberta, el certamen gastronómico por excelencia de la ciudad que se celebra en su edición de otoño hasta el 28 de octubre y con menús desde 24 euros. ¡No te lo pierdas!